1 abr. 2012

Without you.

Desde fuera es muy fácil decir: "¿Porqué dejas que haga eso contigo? ¿Porqué no le plantas cara? ¿Porqué no le dejas ya de una vez?" Pero mi pregunta es: ¿Alguna vez habéis sentido algo tan fuerte por alguien, que aún sabiendo que duele estar a su lado, no podéis dejar de estarlo? ¿Alguna vez os habéis planteado lo feliz que puede llegar a hacer una sonrisa? Claro que no. Es muy fácil ver las cosas desde fuera porque no hay sentimientos, es muy fácil decir que me está haciendo daño y que no me merece, pero cuando hay un sentimiento de por medio, todo cambia. Porque sabéis? Yo era feliz, eso os lo prometo. Después de que terminase una relación creí que no podría volver a querer a nadie, me hundí completamente, y entonces.. llegó él. Y sacó lo que mejor de mi, era increíble.. nunca me había sentido así, nunca había sido tan feliz. Nunca antes hablar 2s con alguien me había hecho sacar una sonrisa que podía durar dos semanas perfectamente.. y de verle ya ni hablemos, porque ese sentimiento era impresionante. Eramos felices, los dos, sabíamos estar perfectamente el uno con el otro. Pero las cosas se tuercen, cambian su rumbo, y aún no termino de entender muy bien el porqué. Quizá porque las cosas tienen que ser así, o quizá porque no estamos hechos el uno para el otro, pero cada minuto que paso a su lado, siento que el momento se hace diferente, y solo importa que estemos él y yo, y esa sensación es.. inexplicable. Puedo aseguraros que hay veces que dices, ¿qué más dará que a veces las cosas no vayan bien, si luego hay cosas que no cambiarías?.. es por eso que las cosas son difíciles, porque haga lo que haga sé que alguien terminará destrozado, y probablemente, quien lo haga, sea yo. Duele, claro que lo hace, pero poneros en mi situación, es muy fácil pensar en hacer algo aún sabiendo que va a doler, pero lo difícil es hacerlo, y más si hay un gran sentimiento.. Jamás nos prometimos un "para siempre" no nos hacía falta, jamás dijimos que esto sería fácil, los dos sabíamos que nos iba a costar mucho, ambos sabemos que somos todo lo contrario, y quizá es por eso que nos gusta y nos cuesta tanto salir de esto, porque para nosotros es un reto, un gran reto. Pero me gusta, me gusta superar los retos, y no quiero rendirme, esa no es una de mis opciones, y si se trata de ti.. no puedo hacerlo..
"Ayúdame, a no olvidar jamás, y sentir la brisa del mar, como aquellos tiempos.."

2 comentarios: